VISIÓN: IMAGEN  DE NUESTRO CENTRO

 

Queremos que los Centros Educativos de las Hermanas de la Caridad de Santa Ana lleguen a ser Comunidades educativo-pastorales:

  • Abiertas y comprometidas evangélicamente con su entorno pluralista.

  • Creadoras de un clima de paz, acogida, sencillez y trabajo capaces de prestar un servicio educativo de calidad basado en la atención personalizada a las necesidades y expectativas de cada persona.

  • Donde cada uno se sienta a gusto y sea artífice de su propio desarrollo.

Queremos llegar al máximo en todos los sentidos: madurez humana, madurez intelectual, invitación a vivir el Mensaje de Jesús.

Queremos ser percibidos como un Centro preocupado por las personas, cuya actitud es atender a sus necesidades.

Queremos ser modelos en el ejercicio de esta oferta y lograr la máxima satisfacción de los usuarios, de manera incluso que llegaran a implicarse en este proyecto.

No sólo queremos que el Colegio se use, sino que se viva.

Queremos conseguir ese difícil equilibrio entre lo que es una formación de nivel o de calidad, con la atención a las necesidades de todos los alumnos; que las familias, la Administración educativa y la sociedad entiendan que el Colegio Santa Ana de Sevilla tiene un nivel educativo alto, pero al mismo tiempo es capaz de atender y ayudar a los alumnos en cuanto a sus dificultades o necesidades especiales de formación, sin que esto pudiera perjudicar al nivel de la mayoría de los alumnos.

Queremos ser vistos como lo que somos, un Centro plural, abierto, tolerante, donde tienen cabida todos los segmentos de la sociedad.

Queremos que todos los miembros de la Comunidad Educativa acepten e interioricen nuestro concepto de disciplina de acogida, en el sentido de que las normas de disciplina son necesarias en una organización social tan amplia como la nuestra, para que sirvan como garantía de una correcta convivencia, de un respeto al derecho de todos al estudio y al trabajo, y permita a todos los alumnos sentirse acogidos, respetados y seguros dentro del ambiente escolar.

Queremos ser vistos como un Centro vivo que asume de buen grado las críticas constructivas, que no teme a los cambios, abierto al progreso, a la comunicación.

Queremos contribuir, en el barrio y en la ciudad, al fomento de los valores democráticos, al rechazo de la violencia, al respeto por el medio ambiente, a la mejora del nivel educativo, mediante la formación de unos individuos, competentes como ciudadanos en una sociedad democrática y moderna, y como profesionales comprometidos con un futuro mejor.

Queremos, pues, ser un núcleo de animación socio-cultural en nuestro entorno inmediato, mediante la organización de actividades abiertas al público en general. De hecho, colaboramos con distintas asociaciones y participamos en actividades diseñadas y propuestas por el Excmo. Ayuntamiento de Sevilla, la Universidad de Sevilla, empresas u otras instituciones de la ciudad. Igualmente hacemos que el barrio se sienta representado en las actividades del Colegio, y éste está abierto a las necesidades y propuestas de toda la comunidad.

La presencia del Colegio Santa Ana en el barrio y en la ciudad es una realidad, y lo estamos construyendo cada día, en cada tarea y siempre. Por ello, no podría plantearse un plazo para la consecución de estos objetivos, ya que son permanentes a lo largo del tiempo. Los valores y los principios sobre los que nos basamos no son logros que quedan perennes. Si no se insiste en ellos, se pierden.

Así, nos gustaría conseguirlos en el menor tiempo posible, y poder mantener tales logros durante muchos años.